OTROS PADECIMIENTOS

COLONOSCOPÍA

Visualiza todo el colon desde el recto hasta el ciego, en manos expertas es posible canular la válvula ileocecal y revisar el íleon terminal. Es el estudio más efectivo en detección de cáncer de colon, además se utiliza en los sangrados digestivos altos y en los estudios de diarreas y anemias, por citar algunos ejemplos.

ENDOSCOPÍA

La endoscopia digestiva consiste en el estudio o estudios realizados para visualizar y en ocasiones tratar patologías del tubo digestivo tracto gastrointestinal, con ayuda de un endoscopio. El abordaje se hace habitualmente por los orificios naturales del cuerpo. Por boca endoscopia alta o panendoscopia, al igual que la CPRE Colangiopancreatografía Retrógrada Endoscópica y por ano colonoscopia o complemento de enteroscopia.

COLANGIOGRAFÍA RETROGADA ENDOSCÓPICA
Visualiza combinando endoscopía y uso de rayos X el árbol biliar y pancreático.

COLOCACIÓN DE BALÓN GÁSTRICO

El balón gástrico, también denominado como balón intragástrico, es una esfera de silicona flexible y blanda, que se introduce en el estómago del paciente, mediante una endoscopia, con el fin de conseguir la reducción de peso en personas con obesidad mórbida. Su introducción es un procedimiento de cirugía bariátrica de tipo restrictivo, pues su enfoque principal es el de generar una sensación de plenitud o de saciedad precoz para que la persona reduzca el consumo de alimentos, lo cual facilita el proceso de adelgazar.

TIROIDES

La glándula tiroides regula el metabolismo del cuerpo y regula la sensibilidad del cuerpo a otras hormonas.

La tiroides tiene una cápsula fibrosa que la cubre totalmente y envía tabiques interiormente que le dan el aspecto lobuloso a su parénquima. Además la aponeurosis cervical profunda se divide en dos capas cubriendo a la tiroides en sentido anterior y posterior dándole un aspecto de pseudocápsula, que es el plano de disección usado por los cirujanos.

CIRUGÍA BARIÁTRICA

Cirugía bariátrica es el conjunto de procedimientos quirúrgicos usados para tratar la obesidad, buscando disminución del peso corporal y como alternativa al tratamiento con otros medios no quirúrgicos.

LIPOMAS

Los lipomas son tumores benignos constituidos por la proliferación de tejido celular subcutáneo.

Derivan del tejido conectivo y se observan con frecuencia en adultos, pero son raros en los niños. Constituyen el 6 por ciento de la totalidad de los tumores de partes blandas en pediatría. Pueden ser únicos o múltiples (lipomatosis), y su localización predominante es en el dorso del tórax, en las extremidades, en las zonas frontales del cuerpo y en la zona occipital.

Son suaves al tacto, suelen ser fáciles de extraer, y por lo general no provocan dolor. Muchos lipomas son pequeños (de menos de un centímetro de diámetro), pero pueden agrandarse hasta alcanzar más de 6 centímetros. Suelen observarse en adultos de entre 40 y 60 años de edad, pero también pueden aparecer en la infancia. Aproximadamente un 1 por ciento de la población general tienen un lipoma. Su transformación en tumores malignos es muy rara.

La lipomatosis (ICD E88.2) es un padecimiento hereditario en el que múltiples lipomas se presentan en el organismo.